Influencers: ¿Sabes a quién siguen tus hijos?

¡Están por todos lados! En la tele, en la radio, en las redes, en la calle, en el cine, en la publicidad…  Pero lo más importante, están presentes en las marcas que compramos, en los productos que utilizamos, en la opiniones que tenemos y en las decisiones que tomamos.

(Y eso necesariamente debe, o al menos debería, llevarnos a la obligada reflexión acerca de: ¿Qué tanto están y viven ya dentro de nuestras mentes?).

A donde quiera que volteemos, el siglo XXI está plagado de estas figuras que, casi sin darnos cuenta, se han convertido en los nuevos modelos a seguir, líderes de opinión, constructores de ideologías y hasta gurús de adultos, jóvenes y (preocupantemente) niños del mundo contemporáneo.

Pero… ¿Qué son los influencers?

Aunque hay diversas maneras de definirlos, en general hacen referencia a personas que han adquirido presencia y cierto nivel de credibilidad a nivel público.

Generalmente se les liga con la publicidad y las estrategias de marketing, pero es un hecho que cada día van ganando un lugar preponderante en la forma en la que las ideas y opiniones de sus seguidores se van moldeando y, aunque no podemos generalizar, ya que la influencia de estos personajes no necesariamente es negativa, sino que en algunos casos resulta increíblemente positiva y motivadora, esa es la parte a la que más atención debemos poner al saber que nuestros hijos y alumnos son parte de ese, cada momento, más robusto grupo de obedientes followers.

Captura de pantalla 2018-09-12 a la(s) 16.56.45

La figura del maestro como realinfluencer en la vida de nuestros niños y jóvenes

En la actualidad, diversas compañías tecnológicas especializadas en el desarrollo de soluciones para el ámbito educativo (entre ellas BlinkLearning), están poniendo mucha atención en reivindicar el papel del maestro dentro de las aulas, pero específicamente dentro de la sociedad.

Es innegable que los docentes, a través de la historia, han sido quienes han tenido en sus manos la verdadera influencia y la capacidad de moldear la ideología y el conocimiento de un incontable número de generaciones, en todas las épocas y en todo el mundo.

Es por eso, que en estos tiempos de rechazo social y desvalorización hacia la figura del docente, es más importante que nunca volver nuestra mirada hacia ellos, defender su importantísimo papel de oro de la sociedad (y dentro de la vida de nuestros hijos) y revalorar su función como los reales influencers dentro de la formación que queremos para nuestros hijos.

Son ellos quienes se vuelven sus héroes y modelos a seguir, son ellos quienes tiene la capacidad de impactarlos positivamente y de enseñarlos a impactar a otros de la misma forma. Son ellos quienes, con su pasión, tienen la clave para formar artistas geniales, científicos apasionados, negociantes humanos y líderes creativos.

Nuestro Colegio está plagado de esos verdaderos influencers y creo que el impacto que tienen en nuestros alumnos se nota en cualquier lugar en el que se desenvuelven.

Como padres y como colegio debemos hacer una prioridad el devolver a los profesores el lugar, el respeto y la autoridad que merecen, porque en la medida en que lo hagamos, estaremos contribuyendo a la construcción de una sociedad sana, respetuosa también y preparada para enfrentar los retos del mundo actual.

Los padres también somos influencers

Si la figura del docente es primordial en la formación de nuestros pequeños y jóvenes, ¿qué podemos decir al respecto del rol que jugamos los padres en este proceso?

Nosotros somos lo primero que ven, lo primero que oyen, lo primero que imitan y lo primero que repiten.

Ellos se van moldeando, a partir de nosotros, como el claro reflejo de un espejo que en el mejor de los casos no se distorsiona, pero que en otras ocasiones refleja sólo lo que no quisiéramos ver.

Dicen por ahí que “influencia es poder” y, efectivamente, nosotros tenemos el poder de formar hijos que sean autónomos, críticos, firmes y asertivos. Tenemos el poder de mostrarles la mejor cara del mundo si así lo deseamos. ¿Queremos hijos amorosos? Seamos amorosos. ¿Queremos hijos responsables? Seamos responsables. ¿Queremos hijos respetuosos? Seamos respetuosos ante todo y con todo. ¿Queremos hijos que hablen bien de los demás y que a su vez los demás hablen bien de ellos? Empecemos nosotros por hablar bien de todo y de todos. ¿Queremos hijos que sepan seguir las reglas, que sean honestos y disciplinados? Sigamos las reglas, seamos honestos y seamos disciplinados.

¿Queremos hijos que sean coherentes con sus pensamientos, palabras, acciones y consecuencias? Seamos coherentes, impecables con nuestras palabras y responsables de las consecuencias de nuestros actos.

Es un hecho que en la  educación no hay una fórmula mágica que nos garantice los mismos resultados con cada hijo o alumno, pero si tenemos tan claro lo que cualquier influencer puede lograr en ellos con unas cuantas palabras, opiniones o imágenes, ¿por qué no empezamos mejor a hacerlo en donde son amados, cuidados y valorados? ¿En el lugar en el que sus mentes y corazones sí importan y no son sólo un like o un número de follower más? Su casa y su colegio: su familia.

Alejandra Ruiz S.

Directora General